Consejo de Facultad de Ciencias Juridicas y Sociales emite Declaración Pública frente a paralización de actividades de la carrera de Derecho

Ante los hechos ocurridos durante las últimas semanas y que dicen relación con la paralización de los estudiantes de la carrera de Derecho de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la Universidad Austral de Chile, de público conocimiento, el Consejo de Facultad, resolvió hacer pública su posición a través de una extensa declaración que puede consultarse íntegramente aquí (Declaración Pública)

 

Algunos pasajes destacados de dicha declaración son:

 

La Facultad reafirma su compromiso intransable con el cultivo y la transmisión del saber jurídico con niveles de excelencia, su irrenunciable responsabilidad de preservar el prestigio profesional del título otorgado por la UACh, su voluntad de cautelar el rol que cumple la Universidad para el progreso social, y de honrar el valor del Derecho como supremo instrumento de convivencia colectiva.

 

Ratifica su visión de que la adecuada formación teórica de un buen abogado debe ir acompañada de las competencias prácticas para manejar adecuadamente situaciones de tensión en las que habitualmente no se tiene el control, para aumentar la resiliencia frente a la incertidumbre y el ocasional fracaso, para mejorar la capacidad de reacción adecuada, y para generar habilidades de persuasión en escenarios formales y públicos.

 

Destaca que las condiciones de enseñanza-aprendizaje reguladas en el Plan de Estudios, vigente desde 2014 –fruto de un largo y arduo proceso de elaboración, en el que participaron los estudiantes–, y los múltiples beneficios provistos por la UACh a los estudiantes, ofrecen un contexto adecuado para el desarrollo de competencias y actitudes consistentes con esos niveles de excelencia; han favorecido un mejoramiento de la tasa de retención de los estudiantes de primer año y una reducción del tiempo efectivo de titulación de manera significativa sin aumentar la carga efectiva de trabajo, solo haciendo más eficiente el proceso de aprendizaje.

 

Invita a sus estudiantes a privilegiar el diálogo como forma de abordar la sensación de estrés y sobrecarga que experimentan, y a valorar el rol del diálogo como instrumento de la razón, canal de la diversidad y vector de cambios sociales y normativos relevantes.